Morgan´s

Las diez mejores películas de vampiros.

In Entretenimiento on 13 octubre, 2011 at 16:21

El otro día estaba con unos amigos comentando el daño que habían hecho al cine de vampiros subproductos como “Crepúsculo”. Una conversación nos llevó a otra, y me pidieron una lista de las que, en mi opinión, serían las mejores películas de vampiros de la historia. No se me ocurrieron más de cinco en el momento… y como odio la sensación de que me quedan cosas pendientes, ahí va la lista de mis 10 favoritas.

10.- Vampiros de John Carpenter.

Para muchos, una gran mierda. Para otros, una película de culto. Lo cierto es que Carpenter aquí propone una curiosa mezcla de géneros (al menos en aquella época, aunque hoy los aliens se peguen con los cowboys…) al fusionar vampiros y western en una misma película. Un memorable James Woods, duro y malhablado, sostiene sobre su espalda gran parte del peso de la película. Muy divertida y sin grandes aspiraciones.

9.- Abierto hasta el amanecer.

El desmadre con vampiros por antonomasia. Tarantino y Robert Rodríguez homenajean a lo grande al cine de terror de serie B, proponiendo una historia tan desquiciada como entretenida, con un guión lleno de tópicos voluntarios y un elenco de personajes memorables. Escenas como la llegada al bar, el baile de Salma Hayek (que no sé por qué, siempre me da ganas de beber whisky) o las bombas de agua bendita hechas con preservativos son parte ya de las imágenes clásicas del cine actual.

8.- Thirst (Sed)

Una aproximación oriental al mito del vampiro. Esta vez la figura de un cura al que un experimento con una vacuna mata y devuelve a la vida convertido en un sediento bebedor de sangre, sirve al director Chan-Wook Park (Oldboy, Simpathy for lady vengeance) para trazar una interesante reflexión sobre la represión sexual y la adicción. A destacar especialmente la fotografía. Impresionante el uso del color.

7.- Entrevista con el vampiro.

Neil Jordan (El fin del romance, Michael Collins) adaptó la novela homónima de Anne Rice en una magnífica película que ya es una obra de culto para la mayoría de los aficcionados al género. Un reparto lleno de caras conocidas y una debutante Kirsten Dunst (Spiderman, Elizabethtown) completan esta gran película que, si peca de algo, es de tratar de comprimir demasiado material en demasiado poco metraje. Aún así, infinitamente mejor que el 90% del cine de vampiros moderno.

6 .- La sabiduría de los cocodrilos.

Un hombre joven, culto y atractivo, con un increíble éxito con las mujeres, se encuentra en el punto de mira de una investigación policial tras aparecer muerta su última conquista. Poco a poco iremos viendo que el hombre oculta algún que otro secreto. Una película diferente, con toques cuasi-filosóficos, que hipnotiza y sorprende a partes iguales.

5.- El misterio de Salem´s Lot. (la original con David Soul, no la basura con Rob Lowe)

La adaptación a televisión de la novela de vampiros de Stephen King es uno de los recuerdos más terroríficos que tengo de cuando era pequeñajo. Una historia que no aporta nada nuevo al género de vampiros, pero hace que se nos hiele la sangre con escenas tan logradas como la del hospital y la ventana (los que la hayáis visto, sabréis a qué me refiero).  Un clasicazo.

4.- The Addiction

Los chupasangres según Abel Ferrara (Teniente Corrupto, El Funeral). The addiction nos presenta un nuevo enfoque del género vampírico: seres filosóficos y existencialistas con problemas muy serios con su adicción a la sangre. Y lo hace a través de la historia de Katheleen, una estudiante de filosofía que es mordida por uno de estos seres, entrando así en contacto con el submundo de las criaturas de la noche. Rodada en un exquisito blanco y negro, resulta apasionante ver a maestros de la talla de Christopher Walken recitando a Kierkegaard mientras beben sangre. Imprescindible.

3.- Nosferatu

No hay mucho que se pueda decir sobre Nosferatu que no se haya dicho ya. Obra cumbre del expresionismo alemán, es una brillante adaptación de la novela de Bram Stoker al cine de principios del siglo XX. Magistrales juegos de sombras y una impresionante caracterzación del actor Max Shreck, convertido y ligado en nuestros recuerdos, para siempre, al Conde Orlok.

2.- Déjame Entrar

El cine y la literatura suecas se están convirtiendo en una importante fuente de buenas propuestas. Esta quizá sea una de las mejores de los últimos 10 años. Un niño con problemas de adaptación encuentra a su mejor amiga en una vecina a la que conoce una noche jugando en el parque frente a su casa. Pero Eli nunca sale a jugar de día, huele raro y siempre está muy pálida… pero es su única amiga.

Brutal película que funciona casi tan bien por lo que cuenta como por lo que insinúa. Impresionantes actuaciones de los niños protagonistas y un grandísimo ejercicio de estilo que nos hace sentir, en cada plano, la soledad de esos dos inadaptados que se consuelan mutuamente.  Magistral.

1.- Drácula de Francis Ford Coppola.

Hablar a estas alturas de esta película es difícil, pues ya se ha dicho casi todo. La obra que nos hizo saber que Keanu Reeves era un actor, nos confirmó que Gary Oldman era un monstruo de la pantalla y nos hizo comprobar que Sir Anthony Hopkins está muy dotado para los papeles en que la cordura y la demencia están separadas por una línea demasiado fina… y también que nadie come insectos mejor que Tom Waits (sí, el músico de California es Renfield, el abogado que fue al castillo Dracul antes que Harker y volvió algo nervioso).

Una factura técnica impecable, una carga importantísima de romanticismo y erotismo, una brillante banda sonora y un montón de virtudes más hacen que esta sea, sin duda, la mejor adaptación de la obra de Bram Stoker . Una de esas maravillas que, cuando en la televisión echan “Crepúsculo”, yo me pongo en DVD y veo una película romántica de vampiros. Sin gilipolleces.

  1. ¿Y qué tal Daybreakers? A mi de las últimas vampíricas me ha gustado mucho aunque me fastidia enormemente las películas que terminan marcando la continuidad en una segunda parte. Aunque no descubre nada nuevo del mundo de los vampiros tiene buenas escenas y es muy entretenida

  2. Daybreakers me gustó mucho. Es un enfoque diferente y estoy de acuerdo contigo en que tiene escenas muy logradas (me encanta la del metro con la cola para comprar sangre y el zipostio que se arma), aunque para mi gusto escoger a Ethan Hawke para el papel principal no fue una gran idea… lo encuentro demasiado lacónico. Sí me gustaron mucho, en cambio, Willem Dafoe y Sam Neil.

    Si hacen una segunda parte, yo la veré fijo.🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: